Noticias:

Hospital San Juan de Dios enfrenta a Ministro de Protección Social y Secretario de Salud

Por: Diego Palacio
18 de Junio de 2004

Mientras Román Vega dice que al Gobierno le falta voluntad para reabrir el hospital, Diego Palacio responde que aún esperan una propuesta del Distrito.

Un fuerte enfrentamiento entre las máximas autoridades de la salud del país y el Distrito quedó planteado ayer luego de que el ministro de la Protección Social, Diego Palacio, respondiera a una andanada de críticas que el miércoles le hizo el secretario de Salud, Román Vega, por la supuesta
indiferencia del Gobierno Nacional hacia el hospital San Juan de Dios.
Según Vega, el ministro Palacio siempre ha mostrado una actitud negativa ante las reiteradas solicitudes de reabrir el centro asistencial, que hoy acumula deudas cercanas a los 500 mil millones de pesos. Y agregó que el
Gobierno “no ha mostrado voluntad para propiciar un arreglo del problema”. Palacio le recordó a Vega que no solo han sostenido varias reuniones con autoridades distritales sino que “nunca” ha recibido “ninguna propuesta para la reapertura del hospital”.

En carta dirigida al Secretario de Salud, el funcionario le recuerda que el pasado 9 de enero discutieron el tema del hospital y le pidió algún pronunciamiento sobre qué tan importante era el centro asistencial para la ciudad, pero que “apenas hoy, seis meses después, usted menciona en una comunicación escrita, que considera que el San Juan de Dios es importante”, añade la comunicación.

El cierre del hospital, el más antiguo del continente, que cuenta con los equipos más modernos y que era considerado un centro asistencial para la población más pobre, se produjo en 1999, cuando el entonces presidente Andrés Pastrana declaró a la fundación San Juan de Dios de ‘naturaleza privada’ y nadie volvió a responder por ella. Entonces, las deudas ya sumaban 250 mil millones de pesos.

Para Vega, el Gobierno siempre se ha escudado en que la reapertura del San Juan generaría sobreoferta, cuando, según el Secretario, los análisis de su despacho demuestran que hoy existe un déficit en subespecialidades como endocrinología, hematología y nefrología, entre otras.

Finalmente, el Ministro le dice al Secretario que, si tiene una propuesta concreta para salvar al hospital, le “encantaría escucharla”.

Texto de la carta del Ministro al Secretario de Salud:

Respetado Doctor Vega:

En el día de hoy, he tenido la oportunidad de leer su carta, enviada ayer, al igual que el artículo que, en el día de hoy, apareció en el periódico el Tiempo y que hace referencia al Hospital San Juan de Dios. Sobre este importante tema, me parece necesario hacer claridad en algunos puntos.
Dice el periódico que usted dijo que el Ministro “siempre ha mostrado una actitud negativa ante las insistentes propuestas para reabrir el centro asistencial”.
Me extraña esta afirmación pues usted debe recordar que:

1. El día 9 de enero, a las 8:00 a.m., nos reunimos en la Alcaldía Mayor de Bogotá y tuvimos la oportunidad, delante de varios miembros del gabinete departamental y algunos funcionarios del Gobierno Nacional, de discutir algunos aspectos del San Juan de Dios. En esa reunión, le informé que la comunicación oficial que tenía la Superintendencia Nacional de Salud, decía que la Secretaría del Distrito no consideraba necesaria la infraestructura del San Juan, pero que sí consideraba importante el Instituto Materno Infantil. Le solicité que, si usted como Secretario tenía otro concepto, que por favor nos informara, pues era la Secretaria del organismo oficial para decidir qué era importante en la infraestructura hospitalaria del distrito.
Apenas hasta hoy, seis (6) meses después, usted menciona en una comunicación escrita, que considera que el San Juan de Dios es importante.

2. Posterior a esa reunión, el día 26 de enero, en una conversación telefónica, tuve la oportunidad de invitarlo a una reunión para tocar el tema del San Juan de Dios. Usted me dijo que programáramos de una vez la reunión, la cual quedó lista para el día 30 de enero. Sin embargo, el día 29 de enero, a las 9:35 a.m., de su oficina llamaron a cancelar la reunión. Quedaron de reprogramarla, situación que nunca pasó.

3. El día 16 de abril, a las 2:15 p.m., tuve la oportunidad de comunicarme telefónicamente con el Señor Alcalde, quien se encontraba en Ciudad Bolívar. Le expresé mi interés de reunirnos con el ánimo de analizar el tema del San Juan de Dios. Quedaron en que por su intermedio me llamarían en las horas de la tarde y definirían la hora de reunión. Esta llamada nunca se dio.


Queda por lo tanto evidente, que nunca he tenido la oportunidad de recibir ninguna propuesta concreta, por parte del Distrito, para la reapertura del Hospital San Juan de Dios.

Sin embargo, si el Distrito tiene alguna propuesta concreta, me encantaría escucharla, motivo por el cual lo invito a que el Jueves 24 a las 10:00 a.m., podamos reunirnos. Desde ya, y sin consultar con el Superintendente, creo que podríamos mirar la posibilidad de que, al igual que se lo propusimos a la Universidad Nacional, el Distrito pueda ser el interventor y, a través de una buena administración, se pueda reabrir el Hospital San Juan de Dios.
Espero que, la semana entrante, podamos conocer las propuestas a las que usted hace referencia para salvar el Hospital San Juan de Dios.

Cordial Saludo,

DIEGO PALACIO


Septima Edición - Junio de 2004